Tipos de seguros

¿Sabes que tipos de seguros existen? Hoy en nuestro Blog os contamos cuales son las principales clases de seguros en función del tipo de riesgo que cubren, su carácter o la situación geográfica del objeto asegurado.

Para ello partimos de la definición de SEGURO.

El seguro es un acuerdo o contrato por el que se establece el traspaso o transferencia de las consecuencias económicas desfavorables producidas por la realización del riesgo asegurado, a otra persona llamada asegurador, distinta de la que puede sufrirlas, llamada asegurado.

Es decir, si tenemos asegurada nuestra casa contra el riesgo de robo y efectivamente nos roban nuestra vivienda, el asegurador, dentro de los límites que se hayan contratado, pagará el valor de los objetos que hayan sido sustraídos.

La realización de dicho riesgo en nuestra vivienda se denomina siniestro.

En base a esto distinguimos tres tipos de seguros en función al riesgo que cubren*:

 

Seguros Personales o de Personas

Son seguros personales aquellos que cubren o aseguran los riesgos a los que están sometidas las personas.

El seguro de enfermedad, el de asistencia sanitaria, el seguro de accidentes y el seguro de vida son ejemplos de seguros personales.

Los contratos de seguros personales o de personas garantizan el pago de un determinado capital o renta, o la prestación de una asistencia, al producirse un hecho relativo a la vida o integridad física del asegurado.

 

Seguros de Cosas, de Daños o Reales

Son aquellos que cubren o aseguran los riesgos a los que están sometidos los objetos y los animales.

El seguro de incendios, el de robo, el de rotura de cristales, o los agrícolas son seguros de cosas.

Por ello, los contratos de seguros de daños, de cosas o reales, cubren las consecuencias económicas adversas que pueden derivarse de determinados acontecimientos fortuitos relativos a los bienes muebles o inmuebles.

banner-seguros-moto

Seguros Patrimoniales o Abstractos

Cubren o aseguran los riesgos a los que está sometido el patrimonio del asegurado, considerado como un conjunto.

El seguro de Responsabilidad Civil de vehículos a motor, el de Responsabilidad Civil patronal, el seguro de crédito y el seguro de pérdida de beneficios, son ejemplos de este tipo de seguros.

Los contratos de seguros patrimoniales o abstractos garantizan la entrega de una cantidad cuando se dé una situación determinada prevista en el contrato que produzca una necesidad dineraria al asegurado.

Se trata de la clasificación más generalizada en el sector asegurador, sin embargo existen otras clasificaciones que también son admitidas en la práctica. No será extraño que te encuentres con una distinción de seguros en función a los siguientes criterios:

 

Por su carácter los seguros pueden ser:

  • Privados, que tienen su origen en la iniciativa privada y se fundamentan en un contrato (póliza).
  • Sociales, se dice de aquellos que tienen su origen en la iniciativa del Estado y su fundamento y contenido está en la Ley. El asegurador, el Estado, no tiene ánimo de lucro.

Los seguros privados son los que interesa tratar en este texto y coinciden con la clasificación hecha en función al tipo de riesgo que cubren*.

 

Por la situación geográfica de los objetos asegurados, los seguros pueden ser:

  • Terrestres.
  • Marítimos.
  • Aéreos.

 

¿Qué te ha parecido este Post? Si quieres aprender algo más sobre seguros no te puedes perder: La letra pequeña delos seguros de coche, seguros de vida, seguros de salud o seguros de mascotas. Mañana te esperamos con más contenido de actualidad y sobre el sector asegurador.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario