Los seguros en el cine

Los seguros en el cine son una trama muy suculenta para el séptimo arte. Desde protagonistas que trabajan en el sector a estafadores que intentan aumentar sus ganancias y contruir su propio imperio basándose en engañar a su compañía.

Empieza a hacer las palomitas, empezamos con la selección de alguna de las películas más características del cine en cuanto a seguros se refiere.

Perdición

¡Un clásico! Considerada como una de las mejores películas de Billy Wilder, esta película narra la peculiar historia de un agente de una compañía de seguros (Fred MacMurray) y una clienta (Barbara Stanwyck) que traman asesinar al marido de ésta para cobrar una suculenta indemnización  del Seguro de Accidentes.

El papel estrella lo tiene Barton Keyes (Edward G.Robinson), el investigador de la empresa de seguros.

“Debería usted leer de vez en cuando las estadísticas del suicidio, aprendería algo que afecta al negocio de seguros”

Barton Keyes

Atrapa a un ladrón

Documento histórico, pues la que fue Princesa de Mónaco se pone el guante blanco. Si por algo son conocidas las películas de Alfred Hitchcock es por la intriga y suspense de sus películas. Los seguros en el cine también tienen su huevo en esta película protagonizada por Cary Grant y Grace Kelly.

A pesar de que John Robie “El gato” (Cary Grant) ha abandonado su oficio de ladrón de joyas, se convierte en el principal sospechoso de una serie de robos de piedras preciosas en los más lujosos hoteles de la Riviera Francesa, no tendrá más remedio que demostrar su inocencia. Es cuando conoce a una caprichosa heredera (Grace Kelly), donde encuentra su oportunidad de desenmascarar al misterioso ladrón, utilizando como señuelo las fabulosas joyas de la madre de la joven.

Curiosidad: Alfred Hitchcock aparece en el minuto 9 de la película. Al director le gustaba hacer cameos en todas sus películas hasta el punto de que lo convirtió en un juego para el espectador que disfrutaba intentando “atrapar” a Hitchcock.

El caso de Thomas Crown

Película con dos versiones, en la primera Faye Dunaway encarna el personaje de Vicki Anderson, una investigadora enviada por la compañía de seguros de un banco que ha sido víctima de un robo por parte de Thomas Crown (Steve McQueen). En la versión de 1999, los mismos personajes fueron interpretados por Rene Russo y Pierce Brosnan.

Curiosidad: Pirece Brosnan también estaba interpretando a James Bond y por contrato tenía prohíbido aparecer con esmoquín en otra película que no fuera la del Agente 007. Los productores de la pelicula de Crown solucionaron el problema quitándole el primer botón de la camisa y no poniéndole pajarita.

John Q

John (Denzel Washington) y su esposa Denise (Kimberly Elise) van a ver a su hijo Michael jugar un partido de béisbol. En medio del partido Michael, de 9 años, cae al suelo. Al llevarlo al hospital donde le atienden, piden a John que complete un formulario donde se requiere que describa qué cobertura médica tiene pues deben operar a su hijo urgentemente para un transplante de corazón.

Al contactar con su seguro médico para que le aprueben los gastos del transplante se entera de que le cambiaron a uno más barato que cubre menos importe, ya que la empresa donde él trabajaba le modificó el contrato.

Dato curioso: La grabación de John Q no tuvo lugar en un hospital, sino en unos edificios propiedad del Gobierno Provincial de Toronto (Canadá) Junto a los mismos, sí que había un hospital.

El show de Truman

Esta película de finales de los 90 se ganó a todo el público con el carismático Truman Brubank (Jim Carrey), un vendedor de seguros corriente e ingenuo que no es consciente de que su vida es un reality show que se está emitiendo en televisión desde el día de su nacimiento.

La vida de Truman es filmada a través de miles de cámaras ocultas, las 24 horas del día y es transmitida en vivo a todo el mundo, permitiendo al productor ejecutivo Christof captar la emoción real de Truman y el comportamiento humano cuando se pone en determinadas situaciones.

Curiosidad: Los productores querían , a toda costa, tener a Jim Carrey como Truman Burbank. Es por esto, que quisieron esperar a que Jim Carrey terminara de rodar su película anterior, Mentiroso Compulsivo.

Erin Brockovich

En una de las primeras escenas de esta película basada en un hecho real, vemos como la protagonista Julia Roberts tiene un accidente de coche. Ella no ha sido la culpable, pero al no tener seguro médico debe acudir a un despacho de abogados para reclamar por vía judicial los 18.000 dólares que ha tenido que pagar en el hospital. Unos meses después, el abogado que la ha defendido (Albert Finney) le proporciona un trabajo como secretaria en su despacho.

A partir de ahí, y a pesar de su falta de formación jurídica, Erin Brockovich descubre una trama relacionada con una compañía de gas que se convirtió finalmente en la mayor indemnización a la que se llegó mediante acuerdo en la historia legal de Estados Unidos.

Curiosidad: Tras dos nominaciones al Oscar como Mejor Actriz fallidas, Julia Roberts consiguió llevarse la estatuilla a casa por su papel en esta película.

Estamos convencidos de que alguno de los mejores fraudes al seguro también tendrían su hueco en la gran pantalla.

Si eres un cinéfilo y te ha gustado este artículo, quizá también te interese conocer las 10 escenas de motos más míticas del cine.

Somos la Mejor Correduría Online de 2015, aseguramos lo que de verdad importa.

¿Acaso te mereces menos?

Llámanos al 902 102 036

y hablamos.

Para cualquier pregunta sobre seguros no dudes en dejarnos tu comentario o preguntarnos en nuestras Redes Sociales. En Peris te esperamos en Twitter, Pinterest y Facebook.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario