El Reino Unido prohíbe fumar a los conductores que lleven niños

El Reino Unido prohibirá fumar a los conductores de los coches que lleven como pasajeros a niños. La medida, que se empezará aplicar en el próximo mes de octubre, busca proteger a los menores de 18 años de recibir el humo del tabaco, y es que según la Fundación Británica del Pulmón, más de 430.000 niños están expuestos cada semana a los efectos del tabaquismo pasivo dentro de los coches.

Con la puesta en vigor de la normativa, cualquier persona que desobedezca la ley deberá pagar una multa de hasta 50 libras (64 euros). Así lo ha aprobado el gobierno británico con el voto a favor de 342 parlamentarios, mientras sólo 74 votaron en contra de la norma.

La restricción no se aplicará a las personas que conduzcan solas, y habrá también una excepción para aquellos conductores que lleven a niños pero conduzcan en coches descapotables.

Como era de esperar la puesta puesta en vigor de esta nueva normativa antitabaco no ha estado exenta de polémica y ya hay quienes ven en ella un antecedente de lo que podrá aplicarse en un plazo corto de tiempo en otros países como España.

 

La Ley Antitabaco en España

Precisamente el pasado 2 de enero se cumplieron cuatro años de la puesta en vigor de la ley antitabaco que prohibía el humo en todos los locales públicos, dejando de aplicarse la distinción que funcionaba hasta entonces entre espacios libres de humo y espacios para fumadores. El endurecimiento de la norma llegó además con la eliminación de los puntos de fumadores en aeropuertos y con la prohibición del humo a las puertas de los hospitales, los parques y los colegios.

La ley dividió al país y generó mucho malestar en el sector hostelero, convencido de que las pérdidas económicas serían irreparables, sin olvidar que muchos locales habían acometido obras de separación de espacios que estaban destinadas a ser inservibles.

 

Casi cuatro años después, los estudios apuntan a una reducción significativa de nacimientos prematuros y del número de ingresos hospitalarios de adultos por infarto y de menores por asma.

Sin embargo, actualmente solo el 16% de la población mundial está protegida por leyes antitabaco, y el 40% de los niños están expuestos con regularidad al humo como fumadores pasivos. Un metaánalisis de 11 estudios realizados en Estados Unidos y Europa concluye que si bien la mayoría de los estudios se habían fijado en los efectos de la legislación antitabaco en adultos, los niños suponen más de una cuarta parte de todas las muertes.

Los efectos del humo en los más pequeños son especialmente peligrosos dado que sus pulmones y su sistema inmunitario todavía está desarrollándose, por lo que se aumentan las posibilidades de que éstos padezcan asma, infecciones respiratorias, otitits…

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario